Estas son las ventajas de vivir en una casa pequeña

A todo el mundo le atrae vivir en una gran vivienda, con amplios espacios ajardinados, estancias que estén bien equipadas y en donde haya mucha facilidad de tránsito. Sin embargo, vivir en una casa pequeña también tiene sus ventajas, y a continuación te las exponemos.

Ventajas de vivir en una casa pequeña

Existe una tendencia generalizada en la actualidad que es la de espacios habitados más pequeños, apartamentos y viviendas con menores dimensiones debido al encarecimiento en el sector, pero también a que los núcleos familiares ya no son tan numerosos. ¿Cuáles son esas ventajas de tener una casa más pequeña, por qué las casas pequeñas acogedoras son también muy atractivas?

Casa más pequeña, más sencilla de mantener

Una casa más pequeña, de 60 o 70 metros cuadrados, es más cómoda de mantener, tanto en términos de tiempo como de inversión. Dedicarás menos tiempo a limpiar y no vas a necesitar gastar tanto dinero para equiparla.

Espacios más funcionales y acogedores

Las grandes viviendas, especialmente aquellas con espacios ajardinados, parecen muy tentadoras, pero la realidad es que no siempre son tan acogedoras, porque todo queda muy alejado.

En una vivienda pequeña las estancias están a poca distancia unas de otras, en un momento pasas de la cocina al salón y de ahí al descansillo o al baño. En cambio, mayores dimensiones implican dedicar más tiempo a tareas como la limpieza, que se resta a otras dedicaciones más productivas.

Importante ahorro a final de mes

No hay una elección universal que sea mejor entre casa grande y casa pequeña, todo va a depender de las necesidades familiares, pero es evidente que a más espacio, más inversión va a ser necesaria tanto en equipamiento como en mantenimiento y suministros.

Con una vivienda pequeña puedes conocer en todo momento qué falta, qué se ha roto y qué hay que mejorar. Además, menor equipamiento se asocia también a menor gasto.

Cómo organizar tus cosas si te mudas a una casa más pequeña

Mudarse a una casa más pequeña es algo muy frecuente. Ocurre por ejemplo en personas que se independizan, que pasan de la vivienda familiar a un espacio de dimensiones más reducidas. O cuando toca cambiar de ciudad por motivos laborales. E incluso en personas ya adultas cuando son los hijos los que deciden independizarse y ellos pasan a ocupar un espacio que sea más accesible a sus nuevas necesidades.

En esos casos es importante atender a las recomendaciones para no perder nada de valor en la mudanza y hacer el cambio de la manera más funcional y productiva posible.

Qué guardar y qué desechar

Si cambias de domicilio hacia una vivienda más pequeña, es algo lógico tener que renunciar a pertenencias a las que no vas a encontrar suficiente espacio. Para esos casos, aquello que tengas guardado en casa y no utilices con frecuencia, no lo acabarás utilizando en la nueva vivienda. Lo mejor sería entregarlo a un familiar, donarlo o intentar venderlo.

El problema sucede con esas pertenencias que, aunque tengan un menor uso, sí pueden ser útiles en el futuro, pero no hay espacio para ello. En ese caso, servicios como el que ofrecemos en MonkieBox son una buena alternativa, pues vas a tener a resguardo todos esos objetos en un espacio cuidado y seguro las 24 horas del día, durante todo el tiempo que necesites.

Equípate con muebles funcionales y comparte espacios

Aunque existen muchas recomendaciones a la hora de habitar una casa pequeña, una que es imprescindible es equiparla con muebles que sean multifuncionales. Camas con cajones tipo canapé y asientos o taburetes que también sirvan como espacio para guardar pequeños objetos son dos buenos ejemplos.

Y otra buena idea para ganar en calidad de vida y funcionalidad es integrar estancias, evitar muros innecesarios que restan metros de habitabilidad. La cocina y el comedor son la opción más habitual, o el salón y el comedor.

 

Vivir en una casa pequeña tiene aspectos muy positivos y no siempre renunciar a más metros cuadrados es una mala noticia. La clave es saber sacar partido de ese espacio disponible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *